viernes, 17 de diciembre de 2010

Vacaciones en Madrid

Voy a una exposición repartida entre el Museo del Prado y el Palacio Real de Madrid. Explica cómo hubo unos temas y estilos comunes en la pintura que se hacía en España y en la América virreinal, principalmente en el siglo XVII. Han traído cuadros muy buenos de allá, sobre todo de México (DF, Puebla) y de Perú (Lima, Cuzco). Se exponen cuadros inspirados en un mismo grabado, muy similares, unos de España y otros de América, los realizados allá suelen ser más imaginativos y de colores más vivos. A los autores que ya nacieron al otro lado del mar les llaman "neohispanos". No faltan los arcángeles peruanos, ataviados como travestis modernos, con plumas y sombrerazos. El cuadro que más me gustó fue una imposición por la Virgen de la casulla a San Ildefonso; sobre la cabeza de María (sentada al nivel del santo) sobrevuelan ángeles que portan una corona, flores e instrumentos musicales, y que en su perfección parecen venirse sobre el espectador.

En una sala había varias Santa Teresas de Jesús, austeras las españolas, doradas y barrocas las americanas. Un profesor le pregunta a los alumnos adolescentes que quién fue esa santa. "Una santa de Madrid", "una santa francesa", "una santa de Sevilla", "la mataron en la hoguera", "el Rey se enamoró de ella", "estaba loca". En otra sala del Prado (fuera de la exposición) un guía dice algo al grupo de japoneses ante la Inmaculada de Murillo y todos ríen a carcajadas.

Frío en las mañanas de Madrid, los charcos están helados, hay colas ante las oficinas administrativas, grupos de colegiales vuelan de un lado a otro.

6 comentarios:

Andy dijo...

"No faltan los arcángeles peruanos, ataviados como travestis modernos, con plumas y sombrerazos." Fernando dixit

Jajajajaja, no puedo parar de reir, ¡bravo!

Con respecto a mi queridísima Santa Teresa... tendría que haber sido yo aquel profesor... se iban a "enterar" mis alumnos, jaja.

Un abrazo.

PD:Qué frío.

AleMamá dijo...

¡Qué buena relación de las exposiciones, Fer! también me he reído con tus ángeles travestidos, y así lucían los personajes empingorotados de la época, y bien raros deben de haber sido los que impusieron los encajes, pañuelos perfumados, blondas y otros miriñaques, oye....

Me da gusto que tu veas y compares los dos lados del océano con sus versiones para los mismos motivos.

Lo de santa Teresa, ya es falta de cultura general, no religiosa. ¡Es una gloria de las letras españolas y no lo saben! que brutos....

Fernando dijo...

Seguro que si tú hubieras sido su profesor los chicos hubieran sido menos burros,Andy, el de ellos tenía aspecto de socialista pasao. Y, sí, en Madrid anoche estuvimos bajo cero, no sé en Málaga.

Es una maravilla, Alemamá, han traído unos cuadros maravillosos y explican muy bien las diferencias de estilo. Y, sí, es patético que ni siquiera supieran que era de Ávila, eso dice todo.

Maria Jesus dijo...

El día 22 que es mim día de vacaciones en esta época, iré a verla

ALMA dijo...

Los arcángeles ataviados, son un clásico por estos lares.

Quizás te llamen la atención, si tuvieras oportunidad de ver a los arcángeles arcabuceros, que a todo este atuendo que mencionas, se le agrega un arma, sea revolver o trabuco.

Alguna vez, en la Provincia de La Rioja (Argentina) tuve oportunidad de ver en una iglesia al Niño Alcalde y para que te des una idea es una imagen de un niño (representa a Jesús) de aproximadamente un año, con un atuendo azul como se usaba en la época de la conquista de américa, coronado con un sombrero de plumas y flecos.
Consulté el origen de tal imagen y me respondieron que se trataba de una forma de hacer conocer a Jesús a las gentes que habitaban en estas tierras. Una forma de evangelizar.

Me fui por las ramas, disculpame

Besito y buena semana

Fernando dijo...

No te la pierdas, María Jesús, yo no entiendo nada de pintura pero pasé un rato muy bueno, muy instructivo.

Gracias por el dato, Alma, de Argentina no vinieron pinturas, sólo de Perú y de México, pero el texto explicaba que la influencia se extendió por toda América, según se fueron consolidando los virreinatos. Los ángeles peruanos que trajeron eran impresionantes, supongo que sus vestiduras serían copia de las de la gente rica de ese momento.