viernes, 5 de junio de 2009

Elecciones europeas (II): Holanda

Ayer votaron los holandeses al Parlamento Europeo. Pese a que la Unión Europea se lo había prohibido, este pueblo libre ha hecho lo que le ha dado la gana, y ha publicado los resultados ya, sin esperar a los demas países.

Bajan los tres partidos serios (democristianos, socialdemócratas y liberales), se mantienen los verdes, los socialistas de izquierda y los calvinistas (¡¡), y la gran novedad es el Partido de la Libertad ( Partij voor de Vrijheid), que se presenta por primera vez, queda el 2º y logra 4 de los 25 escaños en juego.

Con cierta frivolidad, los periódicos y las radios españoles han definido al nuevo partido de ultra-derecha. ¿Puede haber un 15% de votantes holandeses que sean de ultra-derecha? ¿Puede ser de ultra-derecha un partido dirigido por un señor que empezó su carrera en el Partido Liberal y que es ateo, ex-católico? Yo creo que no.

Sus principios son: hay demasiados emigrantes musulmanes en Holanda, en general los musulmanes son peligrosos e Israel es bueno, la Unión Europea es un montaje burocrático y anti-demócrata y nocivo para Holanda, pagamos demasiados impuestos, los políticos holandeses son de poco fiar, la libertad de expresión es sagrada, hay demasiado crimen y demasiada droga, Turquía no debe entrar en Europa. ¿Estos principios son de ultra-derecha? Son, en todo caso, los que han convencido a uno de cada siete holandeses, eso merece un respeto, creo.





A ver qué pasa el domingo aquí en España.

4 comentarios:

Jesus de la cruz dijo...

Es una vergueza la ultraderecha quede segunda en holanda, pero esto es consecuencias de la crisis mundial. De toda manera en esta crisis global los extremismo crecera, y la moderacion sera tratada como extremismo

Ojala me equivoque, pero yo por lo meno voy seguir luchando civicamente por la moderacions y el centro politico

Saludo, te invito a mi blog

Juan Ignacio dijo...

Derecha e izquierda son relativos además, sin una no hay la otra. Cuan a la derecha está un partido depende de cómo es la izquierda, y viceversa.

Fernando dijo...

Gracias por tu comentario, Jesús, y bienvenido.

Juan Ignacio, todo es relativo en política, y más en España, y todavía más en Argentina, donde Natalio me debe una explicación sobre a quién votan los católicos serios de allí.

Alejandro Martín Navarro dijo...

Bueno... que lo voten uno de cada siete holandeses no constituye, por sí mismo, nada digno de respeto. El problema de ese partido no es lo que piense sobre los impuestos, sino que utiliza los miedos de la gente a los extranjeros musulmanes para sacar votos. Y eso es muy peligroso, por muchos motivos. Es esa utilización la que los convierte en demagógicos y ultraderechistas.