miércoles, 5 de junio de 2013

Qué guapo

La señora se encuentra con la chica joven, que lleva (en un carrito) a su bebé y (con una correa) a su perro peludo. La señora acaricia con la mano derecha la cabeza peluda del perro peludo, "qué guapo, qué guapo, pero qué guapo". Luego mete la mano en el carrito y acaricia la cabeza pelona del bebé, "qué rico, qué rico, pero qué rico".

13 comentarios:

yeste lima dijo...

Yo no sería capaz de acariciar a ningún bebé después de tocar a un perro, no soporto la relación animal-hombre hasta el extremo de no sazber separar dónde termina el mundo animal y dónde empieza el de las personas.

En casa, hay una perra de casi treinta kilos y desde luego, sé muy bien lo que no le dejo hacer y lo que no hago yo.

Besos, Fernando.

AleMamá dijo...

Para muchos ese es el orden: primero los animales, luego los humanos. Una lástima pero se ve por ahí.

En cuanto a la higiene del can, creo que debe de haber estado limpio, porque tampoco es raro ver a algunos amos que permiten que sus perros los langüeteen.

Saludos, amigo querido

ojo humano dijo...

Qué historia divertida.
Hay señoras así en todos lados.

paterfamilias dijo...

Jajajajaja. Y bien real que es eso. Mientras el perro es "guapo", el niño es "rico". Así nos va

xtobefree dijo...

Buenos días Fernando. Imagino la cara horrorizada de la madre de tan sabroso bebé.Un abrazo.

Fernando dijo...

Eso es lo correcto, Yeste, por el perro y por los humanos.

Éste parecía bien lavado, Alemamá, pero aún así la escena me horrorizó.

La más rara fue la madre del bebé, Ojo Humano, yo habría gritado bien fuerte "¡no!".

Nuestro caos se ve en los pequeños detalles como éste, Páterfamilias.

Parecía encantada la muy hijade, NIP: debía ser ecologista.

xtobefree dijo...

Sí, las ecoilogistas acaban besando a sus perros en los morros y compartiendo el mismo plato.Un abrazo.

ALMA dijo...

Separemos los tantos. Si quiero tanto al bebe como al pichicho...cada cual en su lugar. Me espanta cuando la gente se deja que el perro pase la lengua por su cara y luego besa al que se le cruza. Lo mismo que los que besan en la boca a los chicos... Ayyyyy!!!!

Si logro publicar este comentario cantemos hurra porque lo hago desde mi telefono movil.

ALMA dijo...

Lo logre!!!!!

Inmaculada Moreno H. dijo...

qué imprudente, que imprudente, pero qué imprudente.

Fernando dijo...

No conozco a ninguno, NIP.

Felicidades, Alma, la ciencia al servicio de la blogamistad.

La madre parecía encantada, Inmaculada.

Luisa dijo...

jajajjajajajajaja está claro que a la señora le gusta más el perro :)
Besos

Fernando dijo...

Fue asqueroso, Luisa.