viernes, 15 de enero de 2010

Madurez del blog

El blog tiene una adolescencia, en la que (como en la de verdad) quiere tener muchas relaciones, da igual su calidad, se trata de conseguir auto-estima y sentirse querido. Lo describí en un post ya lejano: "dejando de paso la entrada al blog propio, para que los demás pasen y vean, ...".

Viene luego la madurez del blog, muy similar a la de las personas. Uno se siente cómodo en su círculo, sea éste grande o pequeño, y llega a conocer muy bien a sus blogamigos, a los que quiere. Sigue visitando a gente nueva, claro que sí, pero ya sin agobios. Si uno de los nuevos le dijera "Hola, gracias por tu visita, he ido a tu blog y es muy mediocre, no volveré por ahí", el bloguero maduro no se enfada (como haría el adolescente), con mucha calma responde "A mí, en cambio, el tuyo me parece bueno, seguiré viniendo por aquí si no te molesta".

Hay, en fin, blogs que mueren de repente, pero otros entran en una vejez lenta, que hace augurar lo peor a sus familiares. No me atrevo a hablar de esta edad pues siento que aún estoy lejos de ella, gracias a Dios.




(Por cierto: ¡hoy cumplo 300 posts!)

11 comentarios:

Embajador en el Infierno dijo...

Muchas felicidades, me alegro mucho que sigas pegando al clavo y espero que sigas haciéndolo durante mucho tiempo.

Y por cierto, excelente entrada.

Juan Ignacio dijo...

¡300 felicitaciones, Fernando!

Fernando dijo...

Embajador, Juan Ignacio, ¡¡gracias!!, es grande tener amigos en el blog, gracias.

Ramón_Lozano dijo...

Felicidades por cumplir 300 posts y muy buena reflexión sobre la vida de los blogs. La comparto totalmente. Y, por si acaso, que sepas que el mío no está muriendo sino que no encuentra tiempo ni, quizás, tanta motivación. De ahí que se espacien tanto los artículos.

Un saludo

ALMA dijo...

QUE SUSTO!!!!!


Hola mi amigo, por aqui diríamos que me llevé un "flor de susto"...a quien se le ocurre la vejez del blog?? solo a Fernando!!!.
Creo que gozas de muy buena salud blogera y todavia tenes para mucho mas que 300 post mas.

Te dejo un beso, extraño que no pueda leerte con la frecuencia habitual y me han encantado tus post anteriores, con algunos me he divertido, en otros he aprendido o reflexionado.

Fernando dijo...

Querido Ramón, tómate el tiempo que te haga falta: como dijo Solbes de los bancos, tus blogamigos tenemos mucha paciencia (dicho sea en sentido cariñoso, of course).

Querida Alma, ¿va mejor tu ordenador? Yo sé que vas acumulando muchas buenas ideas, y que cuando lo tengas arreglado volverá a ser un gozo leerte, sin duda.

AleMamá dijo...

Aquí está tu amiga AleMamá y puedes contar con mi amistad madura del blog también. Has sido un descubrimiento en la blogalaxia por lo cálido y buen amigo, interesado y simpático, sincero y transparente que se te "siente". ¡Qué siga tu blog muchos años!

Fernando dijo...

Gracias, Alemamá, querida amiga; aunque sea egoista decirlo, me alegré de que volvieras de vacaciones, se te echaba de menos, a ti y a tus comentarios.

ALMA dijo...

Fer, siempre tan amable conmigo, estoy publicando algunas cosas y comunicándome a través de un ciber café, que aquí en Argentina nacen como hongos y tengo entendido que en Europa no es común encontrarlos.


Besito

hna josefina dijo...

¡Muy buena la entrada!
¡Saludos!

Angi Burt dijo...

Felicidades atrasadas. A mí me queda poco para llegar a 300, pero he tenido un parón que no sé si es una señal de que la caducidad está próxima...